El tratamiento.

El Centro Médico ha diseñado un plan de la alta tecnología compuesto por microdermoabrasión con puntas de diamante, peelings, radiofrecuencia y mesoterapia que permite llegar a la casi desaparición visual de las hasta ahora “incurables” estrías.
Los diferentes procedimientos apuntan a mejorar el aspecto estético de la estría, en cuanto a profundidad y grosor y también estimulando la regeneración de la piel y la formación de nuevas fibras de colágeno.
El tratamiento consiste en realizar al menos 6 sesiones semanales completas; y puede incorporarse al programa una o dos sesiones de plasma rico en `plaquetas para conseguir la máxima reparación tisular.

Duración: 50 minutos.

Frecuencia: 1 vez por semana.


Resultados obtenidos: atenúa el aspecto de las estrías y disminuye su profundidad.